Lammens denunció al gobierno por «el estado de abandono» del estadio Nuevo Gasómetro

El presidente de San Lorenzo y ¿precandidato a Jefe de Gobierno?, Matías Lammens, escribió una dura carta a las autoridades porteñas, en la que denunció que, en los alrededores a la cancha de San Lorenzo, hay una depósito de basura y que la zona es tierra de nadie.

«Debemos informar a ustedes que resulta imposible transitar las aceras lindantes con el predio del Nuevo Gasómetro, no sólo por la inmensa cantidad de desechos tóxicos, basura y autos abandonados en veredas que se encuentran en pésimo estado de conservación (destruidas, embarradas e inundadas los días de lluvia), sino también por los graves hechos de inseguridad que ocurren semana tras semana y que se intensifican durante la disputa de encuentros deportivos de fútbol», indicó el máximo mandatario del club porteño.

La carta fue dirigida al presidente de la Junta Comunal N°7, Guillermo Martín Peña, con copia al subsecretario de Seguridad Ciudadana, Juan Pablo Sassano, y a la directora general de Tránsito y Transporte, Eva Jokanovich. En ella se expresa que «se han mantenido incesantes reuniones en los últimos meses con el Jefe Comunal (…) solicitando el arreglo, mantenimiento y limpieza diaria de la zona, así como mayor presencia policial» pero, que pese a los encuentros «a la fecha, sólo observamos el agravamiento de los problemas existentes».

En la misiva también se destaca que el club que cuenta con Marcelo Tinelli como vicepresidente (en licencia) presentó una medida cautelar ante la Justicia. «Ante ello hemos decidido presentar los recursos judiciales y las medidas cautelares existentes a nuestro alcance que permitan un mayor y eficiente grado de atención».


«Todo esto no hace más que alejar a los espectadores y sumir en un estado de abandono al perímetro del Nuevo Gasómetro, área que claramente pertenece y le compete al gobierno municipal», cerró Lammens en el comunicado.