Tribunales: un hombre se atrincheró en su auto para que no se lo lleve la grúa

Esta mañana la zona de Tribunales se vio revolucionada. Un hombre decidió atrincherarse para resistir que la grúa se llevara el auto. La policía de la Ciudad intentó que el conductor se bajara del auto, pero él desistió del pedido: se quedó ahí hasta que la grúa del Gobierno de la Ciudad se marchó. Cientos de transeúntes aplaudieron al conductor.

En la calle Lavalle al 1300, un Seat Ibiza estaba mal estacionado sobre el lado izquierdo de la calle. Es por eso que, en plena mañana, una grúa del Gobierno de la Ciudad arribó al lugar y dispuso levantar el auto para acarrearlo. Al enganchar las dos dos ruedas delanteras, el propietario del vehículo se dio cuenta que ese era su auto y se metió rápido dentro para impedir que lo acarren.

«Es un derecho del usuario y el conductor que si aparecés cuando al auto se lo lleva la grúa, no se lo lleven, pero tenés que acreditar que sos el dueño el auto. Te van hacer la infracción por mal estacionamiento, pero no hace falta acarrear el auto porque en ese momento vas a corregir la infracción y te lo vas a llevar», explicó el secretario de Transporte de la Ciudad, Juan José Méndez.

La discusión dejó de ser graciosa para los miles de peatones, que se convertían en testigos y empezó a tomar otro tono. La Policía de la Ciudad llegó para sacar al hombre que no se quería bajar del auto y varios transeúntes llegaron a solidarizarse con el conductor. «Que lo dejen en paz, es un laburante», se escuchó entre gritos y aplausos.

Finalmente, la grúa desistió del pedido y el conductor -que fue multado por mal estacionamiento- se quedó con el auto. La multa por mal estacionamiento cuesta desde febrero de este año $ 2.140, mientras que la infracción por ingresar al área de restricción sin permiso tiene el mismo valor. Por otra parte, el costo del acarreo es de $ 1.400.