Siguen las críticas a Rodríguez Larreta por instalar contenedores contra pobres

Un día después de la presentación de los contenedores magnéticos en la avenida Corrientes, que sólo permitirán abrir los tachos a los “frentistas” de la zona, legisladores de la oposición y referentes sociales se manifestaron en contra la decisión del gobierno. “Estos contenedores son un ataque al trabajo de los miles de cartoneros”, relataron las cooperativas El Álamo y El Ceibo en un comunicado y agregaron que “buscan esconder el problema de la pobreza en lugar de resolverlo”.

El revuelo se generó por la instalación de los “contenedores easy”, según la denominación del ministro de Espacio Público porteño, Eduardo Macchiavelli. Similar a los contenedores negros o grises, que están instalados a lo largo de la Ciudad, este nuevo sistema posee un sensor que se abre, únicamente, con unas tarjetas magnéticas que estarán en manos de los “frentistas”. Es decir, que ningún otra persona puede abrir los tachos de basura, ya sea para buscar comida o para incluso, tirar desechos.

“Esto es para evitar que se la gente se meta y saque basura. Y así va a mejorar mucho la limpieza de la avenida Corrientes”, dijo Macchiavelli.

Yo no creo que los contenedores puedan ser inteligentes o tontos, pero al que se le ocurrió la idea es un imbécil. La verdad, gastar el dineral que se gastaron en jorobarle la vida a gente que va a vivir de lo que le sobra a los que todavía pueden consumir algo, es un estúpido“, indicó el referente de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP, Juan Grabois. “Además, esos contenedores van a durar una semana, porque cuando la gente está mal y desesperada, no le importa si tienen o no la tarjetita especial para abrir el contenedor. Lo van a romper, es así, no hay posibilidad de que no suceda”, agregó.

Ahora, con estos contenedores magnéticos, cuando un vecino quiera abrir la tapa del contenedor, debe apretar un botón y apoyar la tarjeta en un lector que hace que se destrabe. Una vez que se cierra, la tapa del tacho queda bloqueada, según se observa en el video del portal Cadena3. Según el diario Clarín, el gobierno porteño adquirió 24. Cada uno costó más de 50.000 pesos.

El legislador de Unidad Ciudadana, Mariano Recalde, también criticó al gobierno por la medida desde su cuenta personal de Twitter: “Dejaron a miles de personas sin trabajo. A los que salen a rebuscársela con la venta ambulante, les mandan la policía. A los que no tienen más opción que revolver la basura, les ponen contenedores que se abren con tarjeta magnética”.

Por su parte, el vicejefe de Gobierno porteño -y también ministro de Seguridad -, Diego Santilli, señaló que “el objetivo de los contenedores es tener una ciudad más limpia y que la basura esté adentro del tacho y no dispersa por toda la calle”, aunque reconoció que no sabe si se instalarán estos contenedores inteligentes en todo el distrito.

“Larreta instaló “contenedores inteligentes” en la Ciudad. Cómo funcionan? Se abren solamente con una tarjeta magnética. El objetivo? Que la gente que menos tiene, no pueda ni siquiera buscar en la basura”, concluyó  la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos en la Legislatura porteña, Victoria Montenegro.