Después de inaugurar el viaducto redujeron el 30% de los servicios del ramal Mitre-Tigre: de 96 a 68

Todos la profusa publicidad por la inauguración del viaducto de la línea Mitre se olvidó de informar a los usuarios que los servicios se redujeron en un 30% y que las condiciones en las que viajarían a partir del 11 de mayo serían mucho peores. La frecuencia del ramal Tigre, por ejemplo, pasó de 12 a 16 minutos.

La pregonada potencialidad del lujoso viaducto, por lo tanto, no será aprovechada por ahora.

El nuevo diagrama implementado con el viaducto implicó una reducción del 30% de los servicios del Ferrocarril Mitre ramal Tigre. El horario de funcionamiento de la línea también se redujo tanto por la mañana como por la tarde.

El horario vigente hasta el viernes pasado, que regía desde febrero, cuando el ramal fue cortado en Núñez, ofrecía un total de 96 servicios por sentido en días hábiles y una frecuencia de 12 minutos, informa el portal enelsubte.com

El nuevo diagrama contiene apenas 68 servicios por sentido (un recorte de casi 30%) y una frecuencia de 16 minutos.

Las principales quejas de los usuarios en las redes sociales describen trenes saturados, hacinamiento, bajas velocidades de circulación y menos servicios por hora.

También fue recortado el horario de operación: mientras en el diagrama anterior el primer tren salía de Núñez a las 4:46, en el nuevo el primero parte de Retiro recién a las 5:05. Para ponerlo en perspectiva, el primer tren del día pasa por Núñez a las 5:23, casi 40 minutos después que en el diagrama vigente hasta ahora.

Por la noche, el último tren del día salía de Núñez a las 23:46 y llegaba a Tigre a las 0:24, mientras que ahora el último arriba a Tigre a las 0:11. En sentido contrario el recorte es aún más notorio. En el diagrama anterior el último tren de Tigre salía 22:58, mientras que en el actual el último parte a las 22:10, casi 50 minutos antes.

Enelsubte.com establece otras comparaciones que muestran que la actual es la peor opción desde 2005.

En los horarios vigentes entre 2014 y 2018, por ejemplo, el último tren salía de Retiro pasadas las 23:30, llegando a Tigre alrededor de las 0:30. En las diversas versiones de horarios que estuvieron vigentes entre 2005 y 2013, el último tren salía de Retiro a las 0:42 y 0:27, respectivamente.

El fuerte recorte de servicios implicará un empeoramiento de la calidad de viaje, con mayores tiempos de espera, trenes más abarrotados y estaciones más desbordadas de pasajeros. E inevitablemente, empañará el avance que implica el viaducto, cuya potencialidad no será aprovechada, al menos en lo inmediato.