Hay 94.000 nuevos pobres en la Ciudad, son casi dos de cada diez habitantes

Por Jeremías Batagelj

La Ciudad sumó, en un año, 94.000 personas más debajo de la línea de la pobreza. Los datos son oficiales, de la Dirección de Estadísticas y Censo porteña, que subrayó que el porcentaje de pobres en el distrito más rico del país alcanzó, en el primer trimestre del 2019, el 19,1 por ciento de la población. De ese número, la cifra que creció exponencialmente fue la indigencia, categorizadas como aquellas personas que no alcanzan a cubrir la canasta básica de los alimentos: pasó de 4,3 en el primer trimestre del 2018 al 6 por ciento (184.000 porteños) en 2019.

Además, las estadísticas indican que también se achicó la clase media : en el primer trimestre del año pasado, el sector medio ocupaba el 51 por ciento de la población (un total de un millón quinientas sesenta y cuatro mil porteños). Tan sólo doce meses después, ese bloque se redujo un 0,3 por ciento, lo que deriva en 9.000 personas que pasaron a estar en «situación vulnerable», es decir, habitan hogares que no alcanzan a cubrir la Canasta Total. Los sectores acomodados también se achicaron, al pasar del 15,4 por ciento al 10,8 en doce meses.

De 124.000 a 184.000 indigentes

Horacio Rodríguez Larreta asumió como Jefe de Gobierno en diciembre del 2015. Para ese entonces, según la Dirección General de Estadísticas, en la Capital se habían registrado 124.000 personas bajo la línea de la indigencia. Esto es, según el término metodológico, aquellos porteños que no alcanzan a cubrir la Canasta Básica Alimentaria. Con el correr de los meses, la cifra tuvo sus vaivenes: a principios de 2016, el porcentaje de indigentes fue del 5,4 por ciento (164.000 por debajo de esa línea), en 2017 la cifra descendió y el año pasado, en el primer trimestre, la tasa de indigentes llegó a ser del 4,3 por ciento. Ahora, en enero, febrero y marzo del 2019, la cifra llegó al seis por ciento. Es decir, hay 184.000 indigentes que habitan la Ciudad.

Pero a estos números también hay que sumarles las historias de carne y hueso. Hace menos de dos semanas, Sergio Zacaríaz murió de frío, en la calle, a tan sólo tres cuadras de la Legislatura porteña. La organización Red Solidaria había indicado que la línea gratuita que dispuso el gobierno para la atención social no atiende los llamados. “Las personas en situación de calle nos piden ir a un parador del gobierno de la Ciudad y a veces no logramos comunicarnos con el 108”, dijo Martín Giovio, referente de la ONG.

A su vez, en relación a la problemática, meses atrás el gobierno porteño decidió instalar contenedores “inteligentes” que sólo se abren con una tarjeta magnética y así, impedir que cualquier persona pueda abrir la basura. “Esto es para evitar que se la gente se meta y saque basura. Y así va a mejorar mucho la limpieza de la avenida (Corrientes)”, había dicho Eduardo Macchiavelli, ministro de Espacio Público de la Ciudad, para justificar la medida.

El 1 de julio Sergio Zacaríaz murió de frio

94.000 pobres en un año

Por su parte, los números oficiales también registraron el aumento de vecinos que viven en situación de pobreza. Los que no alcanzan a cubrir la Canasta Básica Total (ya sea, según las categorías, «indigente» y «pobre no indigente») pasaron del 16 por ciento en el primer trimestre del 2018 (491.000 personas), al 19,1 por ciento en los mismos meses, pero de este año. Es decir, hay 585.000 porteños en situación de pobreza.

Por su parte, si se comparan los últimos números que dio la Dirección de Estadística con los del año 2015, año en que Rodríguez Larreta asumió como Jefe de gobierno porteño, el contraste sigue estando en rojo: a fines del 2015, había 510.000 personas en situación de pobreza y la tasa de indigencia llegaba al 4,1 por ciento. El primer trimestre de este año marca que 75.000 personas más están debajo de la línea de la pobreza (585.000 porteños). ¿Indigentes? La tasa, en estos tres años, casi que se duplicó alcanzando el 6 por ciento de los habitantes en la Ciudad.