«Los jóvenes profesionales ganaron las calles, el gobierno debe responder»

Dr. Luis Trombetta. Especial para Diario Z

Cuando el bloque de legisladores de Vamos Juntos aprobaba un nuevo Régimen de Residencias de Equipos de Salud y Apoyo a los Equipos de Salud del Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la policía metropolitana desataba una feroz represión contra los jóvenes profesionales que expresaban su rechazo en la puerta de la legislatura porteña.

La asamblea de residentes convocó a una concentración este lunes a la mañana a Jefatura de Gobierno en Parque Patricios.

El proyecto presentado por el Poder Ejecutivo y la Ministra de Salud Ana María Bou Pérez, fue aprobado en el recinto con la mayoría del bloque oficialista (Vamos Juntos).

El régimen de residencias y concurrencias es un programa de capacitación intensivo que se inicia en 1944 en la Cátedra de Semiología y Clínica Propedéutica a cargo de Tiburcio Padilla (1).

En 1958 la Secretaría de Estado de Salud Pública aprueba la Resolución 1778 que define a la residencia como: “Un sistema de educación profesional para graduados en escuelas médicas, con capacitación en servicio, a tiempo completo y en un plazo determinado, a fin de prepararlos para la práctica integral, científica, técnica y social de una especialidad” (1).

La residencia es un programa de actividad de tiempo completo y con dedicación exclusiva, rentado.

Las Residencias del Equipo de Salud constituyen un sistema remunerado de capacitación en servicio de postgrado a tiempo completo, con actividad programada y supervisada, con el objetivo de formar para el ámbito intra y extrahospitalario un recurso humano capacitado en beneficio de la comunidad (2).


Las Concurrencias del Equipo de Salud constituyen un sistema de capacitación profesional de posgrado a tiempo parcial no remunerado desarrolladas bajo condiciones de programación y supervisión y con el objetivo de formar en el ámbito intra y extrahospitalario profesionales capacitados en beneficio de la comunidad (3).

La diferencia sustancial entre ambos sistemas, es el reconocimiento de la relación laboral a tiempo completo, remunerada y la carga horaria de la residencia, mientras que la concurrencia es ad honorem con una carga horaria menor.

Sin embargo, ambos sistemas se nutren del trabajo de miles de profesionales en todo el país, particularmente en la Ciudad de Buenos Aires, que cuenta con residencias ampliamente extendidas en todo el sistema de salud.

El desconocimiento del trabajo no remunerado de la concurrencia ha generado reclamos que se suman a las condiciones laborales de los profesionales residentes, que denuncian las condiciones de trabajo, sometidos a jornadas extenuantes y a tareas que no son propias de su capacitación, cubriendo las necesidades de falta de personal y suministros en los hospitales del Gobierno de la Ciudad.

La aprobación de una nueva ley que profundiza la precarización y la flexibilización laboral de los jóvenes profesionales ha generado un repudio generalizado, sumado a la represión desatada en la puerta de la Legislatura el mismo día de su aprobación en el recinto.

La nueva ley impone una carga horaria de hasta 64 horas semanales y un régimen salarial especial, desvinculado del Contrato Colectivo de Trabajo que rige en la CABA conforme a la Ley de Carrera Profesional vigente.

La Asociación de Médicos Municipales ha desmentido que hubiera dado el apoyo a la ley sancionada el 28/11, desmintiendo a la ministra Ana Bou Pérez, denunciando la disminución de derechos adquiridos, y reclama el veto de la Ley.

Pero ha sido la inmensa movilización de residentes y concurrentes que recorrió el centro porteño, la expresión más poderosa del repudio al régimen que pretende imponer el gobierno de la Ciudad.

Los miles de jóvenes profesionales han anunciado un paro por tiempo indeterminado y la asamblea de Residentes y Concurrentes mantiene firme su plan de acción.

El parlamento porteño ha detonado una crisis en el sistema de salud de la ciudad, de alcance aún no conocido.

Los profesionales que se desempeñan en el sistema de residencias y concurrencias le han dado una fuerte demostración de unidad gremial, a pesar de la represión policial.

El escenario de fin del año, promete una agudización de la crisis.

El veto a la ley podría generar la renuncia de la propia ministra.

El gobierno de la Ciudad encara un nuevo período tras su triunfo en las elecciones, con una crisis en el sistema de salud.

Los jóvenes profesionales han ganado las calles.

El gobierno debe responder.

Luis Trombetta. Médico. Profesor Adjunto Facultad de Medicina UBA. Integrante del Frente de Recuperación Gremial en la Asociación de Médicos Municipales

Fuentes

1. https://www1.hospitalitaliano.org.ar/#!/edu/home/residentes/seccion/19238

2.https://www.buenosaires.gob.ar/salud/docenciaeinvestigacion/residenciasyconcurrencias/programa-de-residencias-basicas

3.https://www.buenosaires.gob.ar/salud/docenciaeinvestigacion/residenciasyconcurrencias/progrmas-de-concurrencias-basicas