La Justicia suspendió la demolición y traslado de la Escuela Taller del Casco Histórico

La justicia porteña dio lugar a una acción de amparo presentada por la Asociación Civil Observatorio del Derecho a la Ciudad, alumnos y ex alumnos de la Escuela Taller del Casco Histórico, ordenando al Gobierno de la Ciudad detener los planes de demolición de la actual sede de la Escuela Taller del Casco Histórico, ubicada en la esquina de la avenida Brasil al 200. La resolución indica expresamente “hasta tanto se encuentre efectivamente disponible otra sede para ser utilizada a tales fines -lo que será sometido a decisión del Tribunal- o se dicte sentencia de fondo, lo que ocurra primero”.

“Nosotros ya comenzamos con las inscripciones para el ciclo 2020 hasta que nos avisen que nos tenemos que mudar”, dicen desde la Escuela.

El origen del problema es a raíz del proyecto para avanzar con la segunda etapa del Metrobus del Bajo a la altura de la avenida Colón al 1.500. En la esquina con la avenida Brasil se encuentra el edificio de esta institución dedicada a la formación en artes y oficios, orientada a la conservación y restauración de bienes culturales de valor patrimonial. El Gobierno de la Ciudad había decidido su demolición y traslado a una nueva sede. Esta estaría en el Espacio Cultural del Sur, en la avenida Caseros al 1.750, dentro del Parque España. Pero la obra sufrió un retraso por una acción judicial que prohibía la construcción, hasta tanto lo autorice la Legislatura, por tratarse de un parque público.

Luego surgió la idea de una sede transitoria. Y de ahí la acción de amparo contra el Gobierno porteño con el objetivo de que se ordene “otorgar a la Escuela Taller del Casco Histórico, en forma previa a la demolición, un edificio de uso definitivo y no transitorio”.

La sede transitoria iba a ser el edificio de la calle Alsina 963, donde actualmente funciona la Dirección General de Música. Para ello, el 22 de noviembre y mediante un memorándum interno, se comunicó al personal que presta servicios allí, que en la primera quincena de diciembre se realizará la mudanza a las nuevas oficinas. Estas estarían ubicadas en La Casa de la Cultura, en avenida de Mayo 575, en el viejo edificio del diario La Prensa. Los trabajadores de la Dirección de Música acaban de presentar una acción de amparo para impedir el traslado aduciendo que la nueva sede “no reúne las condiciones ambientales para proteger el Archivo de Partituras de la Banda Sinfónica ni garantiza las mismas condiciones laborales”.

Si algo le faltaba a este embrollo, el lunes 25 de noviembre se presentó un nuevo proyecto de ley del jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, que dispone la venta del edificio de la calle Alsina 963/967 y otros 30 inmuebles. Los argumentos que se esgrimen desde el oficialismo es “llevar adelante una política de austeridad; evitar erogaciones innecesarias; y generar fuentes de financiamiento que no comprometan el presupuesto corriente, ni aumentar la carga impositiva de lo contribuyentes”. No obstante, en el presupuesto general que se acaba de presentar en la Legislatura para el periodo 2020, los ingresos por venta de inmuebles se estiman en 0,7% del total de los ingresos. El 92% de los ingresos de la Ciudad, de acuerdo al presupuesto oficial, provienen de ingresos tributarios.

Así, por el momento, la escuela seguirá en su ubicación actual hasta que el Gobierno esté en condiciones de ofrecer una sede definitiva. Y se deberá esperar si la justicia da lugar a la acción de amparo presentada por los empleados de la Dirección General de Música para suspender la mudanza y el traslado a la nueva sede.

Al cierre de esta nota, las autoridades del Gobierno de la Ciudad no han realizado declaraciones.