Suspenden el transporte de larga distancia y no se podrá viajar parado en colectivos y trenes

El fin de semana largo que iba a tener el país por la conmemoración del 24 de marzo, día en que se produjo el golpe de Estado de la última dictadura militar en 1976, también caerá en las medidas que impulsan la cuarentena y que apuntan a que haya la menor circulación posible de gente. El ministro de Transporte nacional, Mario Meoni, anunció que se suspenderá “de manera total la operación” de trenes y colectivos de larga distancia, al igual que los aviones de cabotaje, en todo el país. La medida regirá desde el jueves 19 a las 0 horas hasta el miércoles 25 de marzo, pasado del feriado.

“Queremos desalentar el viaje del fin de semana largo. Entendemos que muchos argentinos no han tomado conciencia aún de la situación crítica en la que vivimos”, afirmó el ministro en una conferencia de prensa en la Casa Rosada.

Meoni, sin decirlo de modo explícito, ser refería a las personas que “aprovecharon” la cuarentena para salir de vacaciones.   

El secretario de Estado adelantó además que “la Agencia Nacional de Seguridad Vial va a aumentar los controles en las rutas, de manera tal que desalentemos el circuito turístico del fin de semana”. “No estamos frente a una situación como para estar haciendo turismo-remarcó-. Necesitamos efectivamente que las personas entiendan que se tienen que quedar en casa”.

Meoni anunció además que desde las cero horas del jueves nadie podrá viajar parado en colectivos y trenes del área metropolitana.

Todos los micros de todas las modalidades y trenes solamente van a poder transportar pasajeros sentados. Vamos a tener un sistema de control muy férreo a partir de la CNRT para que la medida se cumpla”.