La OMS advierte que el barbijo “puede crear una falsa sensación de seguridad”

La Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó este viernes 5 de junio una guía en la que recomendó el uso de tapabocas a la población en lugares donde hay “transmisión generalizada” de Covid-19 y “sea difícil el distanciamiento físico”. Sin embargo, la entidad internacional señaló que los barbijos “por sí solos no protegen” y  advirtió sobre el riesgo de que generen una “falsa seguridad”.

“La OMS desarrolló esta guía a través de una revisión cuidadosa de toda la evidencia disponible y una amplia consulta con expertos internacionales y grupos de la sociedad civil”, dijo el director general del organismo, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El médico quiso “dejar muy claro” que la guía es una actualización de lo que el organismo dijo durante meses. “Las mascarillas solo deben usarse como parte de una estrategia integral”. “Por sí solas no nos protegerán del Covid-19”, aseguró, y remarcó el riesgo de la “falsa sensación de seguridad que pueden crear”. “No reemplazan el distanciamiento físico, la higiene de manos y otras medidas de salud pública”, remarcó Ghebreyesus.

Sobre las características que debe tener el tapaboca, el director de la OMS sostuvo: “Recomendamos tres capas para fabricarlas. La interior debe ser un material absorbente como algodón, una intermedia de un material que no sea tejido como polipropileno, que es el filtro, y una exterior de un material no absorbente como poliéster”.