Señalan que la velocidad de duplicación de casos en las villas es más baja que en el resto de la Ciudad

Uno de los números que el propio presidente Alberto Fernández suele plantear como clave para evaluar la evolución de la pandemia de coronavirus es la velocidad de duplicación de los casos. El motivo es que el ciclo de la enfermedad suele durar entre 14 y 21 días. Por eso, cuando la velocidad de duplicación es superior a las tres semanas, los nuevos enfermos que necesitan atención en los hospitales reemplazan los anteriores, a grandes rasgos, y el sistema sanitario resiste.

Martín Barrionuevo es contador público y senador provincial en Corrientes. Sin embargo, hace varias semanas que sus estadísticas sobre la evolución de la pandemia se han vuelto tendencia en redes sociales y los medios de comunicación de todo el país. Barrionuevo viene elaborando una serie de informes y gráficos sobre cómo avanza la enfermedad en distintos distritos.

Este jueves 11 de junio, Barrionuevo realizó una proyección, basada en los últimos datos oficiales, sobre la velocidad de duplicación de casos en la Ciudad de Buenos Aires. Y dentro del distrito mostró las diferencias entre los barrios vulnerables y el resto de la Capital. La conclusión a la que llevan las cifras es clara: las villas porteñas han dejado de ser lo más preocupante de la epidemia. En el resto de los barrios la situación es más grave.

Según las cifras del senador, en los barrios vulnerables porteños la duplicación de casos  se produce cada 20,9 días y en el resto de la Ciudad, sacando los barrios vulnerables,  cada 14,3. El promedio general, por su parte, se ubica en los 16 días.

“Ciudad de Buenos Aires cada vez más concentrado en el resto de los barrios”, escribió Barrionuevo en su twitter acompañando el gráfico. Luego señaló que en promedio de todo el distrito “duplica en 16 días”. Y que al separar los barrios vulnerables “duplican cada 21 días y el resto cada  del resto duplica en 14”. Barrionuevo atribuyó el cambio de tendencia en las villas al éxito del plan Detectar. “Apagó el incendio en las barrios populares”, escribió.