Proponen una canasta alimentaria para jubilados que cobren menos de 33 mil

El legislador porteño del Frente de Todos Santiago Roberto presentó un proyecto de ley para crear el programa “Ayuda Mayor”. La iniciativa consiste en la entrega de un bolsón con alimentos de primera necesidad y viandas de almuerzo y cena  a cada adulto mayor de sesenta años cuyo ingreso sea menor a dos jubilaciones mínimas y viva en la Ciudad. Cada jubilación mínima son 16.800 pesos. El programa también prevé el pago de un subsidio extraordinario de 6 mil pesos mensuales durante seis meses para quienes cumplan con estos requisitos y además alquilen.

La canasta alimentaria sería entregada cada quince días y  estaría compuesta por los siguientes productos:

  • Una docena de huevos.
  • 5 litros de leche.
  • 2 paquetes de galletitas sin sal.
  • 2 paquetes de galletitas dulces.
  • 1 kilo de yerba.
  • 25 saquitos de té.
  • 1 kilo de azúcar.
  • 1 kilo de harina.
  • 40 gramos de levadura
  • 1 botella de aceite de 900 cm3  
  • 1 frasco de mermelada de 450 gramos.

En cuanto a las viandas, el legislador aclaró que los menúes deberán estar confeccionados por especialistas para adecuarse a las necesidades nutricionales de los beneficiarios y armar las dietas específicas para los celíacos, diabéticos o hiposódicos. Y se deberán entregar en los domicilios de los beneficiarios día por medio para garantizar la frescura y validez de los alimentos.

El proyecto también propone un pago de 6.000 pesos mensuales por 6 meses para los jubilados que alquilen y cobren menos de 33.000.

Según la Dirección General de Estadísticas y Censos porteña, en la Ciudad viven en promedio 650 mil personas mayores de sesenta años.

“La situación actual de pandemia por el COVID-19 puso a los adultos mayores en una situación de extrema vulnerabilidad, siendo el grupo de mayor riesgo. Muchos de ellos son inquilinos, viven solos y  no tienen familiares o acompañantes que puedan ocuparse de sus necesidades”, señaló Roberto.

El legislador especificó que el proyecto será financiado por una cuota de contribución solidaria, extraordinaria y por única vez, del 1,5 por ciento sobre el total de los ingresos declarados a efectos de la liquidación del impuesto a los Ingresos Brutos en el ejercicio 2019 por los grandes laboratorios de especialidades medicinales de la Ciudad.