Quirós pidió evitar “al máximo” las reuniones familiares

El ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, dijo esta mañana que “no hay manera de controlar lo que hacen cientos de miles de jóvenes” en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y pidió “evitar al máximo” las reuniones dentro de lugares cerrados para disminuir la propagación del coronavirus. Ayer hubo 1.200 nuevos casos y 31 muertes notificadas en la Ciudad.

“No hay manera de controlar lo que hacen cientos de miles de jóvenes en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA).

Quienes necesiten ver a un familiar, explicó Quirós, pueden hacerlo en un lugar abierto, como un parque o una plaza. “Con el tapabocas que tape la nariz y la boca, en espacio público y a dos metros de distancia, el riesgo de contagio es mínimo o inexistente”. El mayor riesgo, insistió, “es cuando se hacen encuentros cruzando familias en lugares cerrados. Hay que evitar al máximo el cruce de familias en lugares cerrados”.

Con el tapabocas, en el espacio público y a dos metros de distancia, el riesgo de contagio es mínimo o inexistente.”

Quirós apeló a la conciencia ciudadana: “Requerimos la construcción de ciudadanía. Eso significa que todos tenemos que entender los derechos y necesidades individuales dentro de un contexto de pandemia”. El ministro admitió que, sin embargo, que “no hay una respuesta única para todo, ya que cada uno tiene su dinámica y su realidad”.

“La epidemiología se analiza por ciudades. Nosotros en la Ciudad no observamos récord de casos”, advirtió Quirós. La cifra preocupante de aumento de casos es “a nivel nacional” pero en Buenos Aires “hay una estabilización de los casos y una leve tendencia a la baja, y eso se podrá analizar en los próximos días”, subrayó el ministro porteño.

Quirós aseguró que en el Conurbano, que forma parte del AMBA, “aún no se llegó a una curva de contagios estable”, y que en zonas de la provincia de Buenos Aires “se está dando un aumento de los casos”.