Qué dicen los puntos centrales de la reglamentación de ley de teletrabajo

El Gobierno nacional reglamentó este miércoles 20 de enero el Régimen Legal del Contrato del Teletrabajo. Había sido aprobado el 30 de julio del año pasado por el Senado. La norma regula esta modalidad laboral, que se multiplicó durante la pandemia. Es para actividades que “por su naturaleza y particulares características lo permitan”.

La reglamentación fue publicada en el Boletín Oficial. Lleva las firmas del presidente Alberto Fernández, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y el ministro de Trabajo, Claudio Moroni.

Los puntos centrales son los siguientes.

  • El derecho a la desconexión digital. “Cuando la actividad de la  empresa se realice en diferentes husos horarios o en aquellos casos en que resulte indispensable por alguna razón objetiva, se admitirá la remisión de comunicaciones fuera de la jornada laboral. En todos los supuestos, la persona que trabaja no estará obligada a responder hasta el inicio de su jornada”. Y aclara que “no se podrán establecer incentivos condicionados al no ejercicio del derecho a la desconexión”.
  • Tareas de cuidado del trabajador. “Deberá comunicar en forma virtual y con precisión el momento en que comienza la inactividad y cuando finaliza. En los casos en que las tareas de cuidado no permitan cumplir con la jornada legal o convencional vigente se podrá acordar su reducción de acuerdo a las condiciones que se establezcan en la convención colectiva”.
  • Respecto de la reversibilidad. “Recibida la solicitud de la persona que trabaja, con la sola invocación de una motivación razonable y sobreviniente, el empleador deberá cumplir con su obligación en el menor plazo que permita la situación de el o los establecimientos al momento del pedido”. En ningún caso, el plazo podrá ser superior a 30 días. Sin embargo, si el trabajador pactó la modalidad del teletrabajo desde el inicio de la relación laboral “no puede revocar su consentimiento, ni ejercer el derecho a que se le otorguen tareas presenciales”.
  • Sobre la provisión de elementos. “No es remuneratoria. No integra la base retributiva para el cómputo de ningún rubro emergente del contrato de trabajo, ni contribuciones sindicales o de la seguridad social”.
  • La representación sindical. “En los casos en que se pacte la modalidad de teletrabajo al inicio de la relación, esto  debe llevarse a cabo previa consulta con la entidad sindical”. Y añade que la representación de quienes antes prestaban servicios presenciales continuará siendo en el establecimiento laboral.