Larreta desafía a la Justicia federal y mantiene las clases presenciales: los docentes van por el tercer día de paro

En un comunicado de apenas 500 palabras, el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta resolvió desacatar una orden judicial y, a la vez, invitó a la ciudadanía a acompañarlo en esa inconducta.

“Hasta que la Corte se expida, las escuelas en la Ciudad de Buenos Aires continúan con el dictado de clases presenciales” se titula el comunicado difundico después de las 22: “Con relación al fallo recientemente dictado por un Juez de Primera Instancia de la Justicia Federal, y ante la opinión jurídica de la Procuración General de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires que corresponde seguir acatando el fallo dictado por la Cámara de Apelaciones de la Ciudad hasta tanto el conflicto sea resuelto de forma definitiva por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, el
Gobierno de la Ciudad ratifica que las clases continuarán siendo dictadas de forma presencial como hasta el día de hoy.”

Apenas conocido el fallo, Rodríguez Larreta había convocado a su gabinete y asesores jurídicos y de comunicación. La conclusión es que la Ciudad desconoce el fallo del juez Esteban Furnari, que había ordenado la suspensión de clases presenciales hasta que fuera el máximo tribunal quien definiera la cuestión de fondo.

Unos minutos después de la respuesta de Larreta, se difundió un comunicado de UTE-Ctera: “Ratificamos el Paro Docente del Miércoles 21″. “El Gobierno de la Ciudad encabezado por Horacio Rodríguez Larreta continúa sin cumplir con las medidas para proteger la salud de la población de la CABA y sostiene una “presencialidad” que dista mucho de ser una realidad. Miles de docentes, estudiantes y familiares se contagiaron desde el comienzo de las clases presenciales y desde nuestra organización fuimos denunciando con diversas medidas la ficción mediática que se construye desde la gestión”, expresa el texto que concluye: “Los y las trabajadores de la Educación volvemos a convocar a un Paro Docente contra la presencialidad que propone Larreta. La salud y la vida son prioridad.”

En el mismo sentido se ratificó Ademys.