Se duplicó la internación de niños por Covid y la mayoría no está vacunado o tiene vacunación incompleta

Trotta dice que se verifica un aumento de las consultas y de la internación de menores de 16 años e insistió en la necesidad de vacunarse.

El médico pediatra y miembro del Consejo de Administración del Hospital Garrahan, Oscar Trotta, informó que en la última semana hubo «un aumento de casos, tanto de la consulta como de la internación» en los tres hospitales pediátricos, y señaló que «alarma sobre todo el tema de que la gran mayoría de los chicos o no ha recibido la vacunación o tienen esquemas incompletos de vacunación».

La tasa de positividad en la red de hospitales pediátricos de la Ciudad de Buenos Aires, constituida por el Hospital Garrahan, el Hospital Elizalde y el Hospital Gutiérrez, en la franja de 0 a 16 años «ha pasado de 1.6 a 3.3, es decir que se ha duplicado». «Se está dando en el área metropolitana un aumento importante de casos en pediatría«, alertó.

Trotta instó a médicos, comunicadores, políticos y familias a fortalecer la vacunación en niños y adolescentes, tras quejarse de que hubo sectores desde donde se generaron «dudas, incertidumbres».

«Queremos comunicarle a la comunidad y llamar a la atención a los pediatras y a las familias que recomienden la vacunación y que se acerquen a los centros de vacunación», dijo Trotta este jueves a Télam Radio, al tiempo que apuntó que comunicadores, profesionales médicos y dirigentes de la oposición difundieron información » en contra de la vacunación» y generaron «dudas» en padres y madres sobre si debían inocular a sus hijos e hijas.

Trotta hizo hincapié en la necesidad de «informar a la comunidad que se está dando también en la población pediátrica el aumento de la curva, como se está dando en la población general».

Sobre las razones de las familias de no vacunar a niñas y niños, dijo que se trata de «diversos motivos».

«Muchos porque deciden no vacunarlos; otros, porque las condiciones en las que están los chicos no les permitieron tener las posibilidades de vacunarse en ese momento y otros, por cuestiones sociales que han podido acercarse una vez y no han podido acercarse a la siguiente dosis o no han llegado con el tiempo», detalló.

«Se les generan dudas: no es culpa de las familias que depositan la confianza en los comunicadores sociales y muchos profesionales médicos, explicó.

Trotta dijo que «no se han reportado efectos secundarios de gravedad en la gran mayoría de los casos. Muy esporádicamente se presentan efectos leves».

«Lo que necesitamos es un fuerte respaldo por parte de la comunidad médica, pediátrica y los medios de dar a conocer que las vacunas son seguras«, concluyó.